Periódico digital para la industria española de la madera y el mueble +34 676 330 360 [email protected]
Advertisement

“La bioconstrucción tiene futuro”

Ekaitz Uribe, de Oreka Arkitektura, ha participado en Egurtek 2020.

Egurtek 2020, el Foro Internacional de Arquitectura y Construcción en Madera, ha abierto sus puertas en su novedoso formato online. El evento contó en su primera jornada con la participación de Ekaitz Uribe, de Oreka Arkitektura, quien ofreció una ponencia sobre cómo trabajar con madera, utilizando criterios de bioconstrucción.

Uribe dio a conocer algunos de los trabajos que han realizado desde su estudio de arquitectura. En Txintxirri Ikastola, una escuela de madera y paja de Elorrio, han aplicado métodos de construcción de casas pasivas, tales como cintas para mejorar la hermeticidad del edificio, o sistemas de ventilación mecánica controlada para evitar pérdidas de calor. Por su parte, en la Casa de Paja de Urdaibai, la estructura es de madera y los cerramientos se han realizado con fardos de paja.

OREKA proyecta edificios de madera y paja aplicando criterios bioclimáticos

Hay que romper con los miedos que hay en la sociedad con la construcción en madera”, afirmó Uribe, quien contó que recientemente celebraron un curso en el que participaron 30 profesionales interesados en saber más sobre la madera como material para la construcción. “Hace unas semanas hicimos una conferencia de puertas abiertas para informar a todos los presentes sobre la durabilidad de la madera”, apostilló.

Este equipo de arquitectos participa en la construcción de edificios de madera y paja aplicando criterios bioclimáticos. “Nosotros entendemos la bioconstrucción como un proceso que va desde el primer contacto que tenemos con el cliente hasta muchos años después”, aclaró Uribe, quien remarcó que los criterios de la bioconstrucción son que es saludable, eficiente y con una huella ecológica reducida.

En cuanto a los materiales utilizados, como la madera o la paja, ha afirmado que “defendemos materiales de grandísima calidad, que si los trabajas bien no dan los problemas que otros materiales que se utilizan habitualmente en la construcción”. Y defendió que, para ellos, la bioconstrucción es “tener un ambiente interior sostenible y natural a la vez que sea un espacio bonito y acogedor”.

Para finalizar su intervención, el arquitecto de Oreka Arkitektura aseguró que la bioconstrucción es una construcción que se demanda y “la cual creemos que tiene futuro”.