viernes , 22 de junio de 2018

Luz Pardo, Presidenta de APROPELLETS.


Luz Pardo, presidenta de APROPELLETS.

Luz Pardo es la presidenta de APROPELLETS. Una asociación que aglutina a los principales fabricantes de pellets en España.

Una veintena de empresas que producen el 90% del pellet certificado de nuestro país, lo que supone un volumen cercano de 400.000 toneladas, de las 500.000 que se producen en España. Pardo nos habla sobre la actualidad del sector y sobre un futuro que cree estará garantizado.

¿Cómo está el sector del pellet en la actualidad?

El sector del pellet a nivel europeo ha visto cómo su crecimiento no ha sido el esperado. En el periodo de 2014-2018 se esperaba un crecimiento más importante en el consumo de pellets. Eso se ha debido, sobre todo, a los inviernos cálidos y la caída de los precios de los combustibles fósiles.

Lo hemos superado en los últimos 10 meses, en los que volvemos a competir bien con el gas y gasóleo. La situación actual es que este año estamos produciendo lo que se consume a nivel nacional y la previsión es de crecimiento para el periodo 2018-2023.

No solo crecerá el consumo de pellets a nivel doméstico, sino también en la industria, ya que sectores como la industria conservera, por ejemplo, está invirtiendo mucho a nivel biomasa.

A nivel europeo también va a crecer mucho el consumo para la generación de energía. Se van a abrir tres o cuatro unidades en el Reino Unido y centro de Europa y se va a duplicar casi el consumo de pellets para generación eléctrica en los próximos cuatro años.

En lo referido a nivel doméstico, el consumo sigue siendo estable. Vamos creciendo a un ritmo de un 5% anual y los fabricantes españoles estamos más que preparados para asumir el crecimiento de consumo, ya que la capacidad instalada, a día de hoy en España, casi triplica a lo que es el consumo. Es decir, tenemos desaprovechadas nuestras fábricas.

Hablando del consumo doméstico, ¿cree que aún existe un desconocimiento entre los particulares?

Siempre lo decimos. Hablamos con las autoridades, Comunidades Autónomas, Ministerio… y, poco a poco, se conoce más, pero aún hay un desconocimiento de lo que es el pellet y la riqueza real que genera el uso este combustible frente a un combustible fósil como puede ser el gasóleo. La industria del pellet es autóctona, estamos generando ese petróleo verde que tenemos en el monte. Los puestos de trabajo que genera se multiplican por más de 10. Estamos hablando de 130 puestos de trabajo vinculados a la fabricación de pellets, frente a nueve en la industria de combustibles fósiles. El pellet es un recurso que lo tenemos ahí con un precio estable y cuya distribución es prácticamente a nivel local.

Reducción de emisiones, generación de riqueza, precio… ¿son las principales ventajas?

Sí, además no hay que olvidar que también se ayuda a la reducción de los incendios forestales con la limpieza del monte. La mayor parte de las plantas de producción están instaladas en el centro y norte de la Península. Al final, hay una industria desarrollada desde hace años, en Galicia hacemos desde hace mucho el aprovechamiento y se generan puestos de trabajo, por lo que es muy importante.

Hablaba de que el sector no creció como se esperaba, ¿influyó la crisis en ello?

Muchas industrias arrancaron en 2006; ahí las expectativas de negocio eran superiores. Sin duda, la crisis tuvo algo que ver, ya que en dos años no se acometieron inversiones. Ahora vemos que se retoman proyectos congelados y las empresas miran los beneficios que sacan. Las empresas quieren ofrecer a sus clientes este servicio.

El sector de pellet es pequeño dentro de la biomasa, pero es una industria reciente, con eso y todo en un periodo tan corto de tiempo, unos 10 años, sí que hemos desarrollado una industria representativa. Tratamos de estar en aquellas mesas donde se hable de sostenibilidad y tratamos de englobar todo como la comunidad sostenible. Queremos ser como mínimo, un órgano consultor.

¿Es difícil que las industrias o particulares inviertan en una caldera de pellets?

Puedes tener una instalación y solo hace falta cambiar el quemador. La inversión está ahí, pero el retorno también. Una calefacción de pellets supone una garantía de estabilidad de precio, que los materiales fósiles no pueden garantizar. Creo que las administraciones autonómicas tienen líneas de ayuda de financiación sin coste, instalación de nueva caldera….

Hablando de comunidades autónomas, ¿cuáles están a la cabeza en cuanto a fabricación y consumo de pellets?

Castilla y León ha sido una comunidad pionera en el tema del pellet, así como de la biomasa en general. Galicia también lleva unos años creciendo mucho y su gobierno autonómico quiere explotar dicha industria, tiene líneas de ayudas… Cataluña también tiene relevancia a nivel nacional.

 

 

¿Cuáles son los requisitos para ser socios de APROPELLETS?

Los requisitos para ser socios son ser fabricante de pellet y tener una certificación de calidad. Para nosotros, lo importante es que se desarrolle esta industria con garantías.

El pellet certificado ofrece unas garantías de que siempre vamos a cumplir todos los parámetros de emisiones, rendimientos… España es un país que tiene una certificación de materia prima muy pequeña y esto debe seguir creciendo, y los fabricantes de pellets somos los adecuados para ir tirando de ello.

Respecto a la sostenibilidad, no lo tenemos como requisito imprescindible para pertenecer a la asociación, pero creemos que tenemos que estar e ir incorporando sistemas de gestión sostenibles.

Si el pellet llevara un IVA reducido conseguiríamos que pudiera llegar a mayor número de familias

Todos los asociados de APROPELLETS tienen una certificación de calidad, ¿sería conveniente que se les exigiera a los fabricantes que no la tienen?

Hay países en Europa que ya no permiten la venta de pellet sin certificado, ya que es lo único que garantiza que las emisiones van a ser lo más reducidas posible.

El pellet certificado es la única garantía de cumplimiento y estandarización para que la gente tenga la confianza y sepa que tiene un combustible homogéneo. Es un camino que lo reclama el consumidor, ya que, poco a poco, exige un producto certificado.

Respecto a Europa, ¿cómo estamos en el sector?

España es un país un poco atípico. Lo primero que me dicen cuando vamos a las reuniones de las asociaciones europeas es que los españoles somos muy poco productivos, ya que contamos con 86 plantas de pellets y la producción es de medio millón.

Lo cierto es que estos datos engañan, ya que en España muchas plantas, 28, están cerradas, y plantas certificadas hay 34, incluso dentro de ésas, las que tienen una dimensión industrial, más de 18.000-20.000 toneladas, son poco más de diez, por eso, realmente, lo que tiene de atípico es que tenemos muchas plantas pequeñas, que son complementarias de alguna otra actividad y no tienen una producción continua, sino que fabrican a demanda, en determinadas épocas de año.

Realmente, plantas industriales trabajando con cinco turnos y de forma constante somos 10.

Queremos hacer una campaña de divulgación para incorporar a las nuevas empresas que se han certificado

¿Está el futuro en el sector más que garantizado?

Eso creemos, y por eso apostamos por él. No puedo negar que hemos pasado por años especialmente difíciles. La mayor parte de nuestras plantas están en manos de Pymes y empresas familiares y hablamos de inversiones de los 10 millones para arriba. Tal vez anticipamos las instalaciones a lo que fue el consumo real y esto tienen sus desventajas, aunque también cuenta con la ventaja de que España puede crecer y que la industria está preparada para darle ese crecimiento.

¿Cuáles son los siguientes pasos que quieren dar como Asociación dentro del sector?

Queremos hacer una campaña de divulgación para incorporar a las nuevas empresas que se han certificado, que nos conozcan. También queremos ser fuertes y representativos de todo el territorio nacional, y conocer de mano de nuestros asociados los problemas y necesidades.

Tratamos de tener esa red de comunicación con todos los actores del sector para tener el feedback de todos, crecer en cuanto a asociados y establecer esos canales de colaboración. Por supuesto, estar ir de la mano de las autoridades para ver que va a pasar, como encaja todo esto con las nuevas políticas que van a venir de Europa, conocerlas y saber por dónde van los tiros.

Buscamos aunar fuerzas, ser un sector fuerte y ayudarnos.

¿Cuáles son las reivindicaciones o ayudas que piden a las administraciones?

Tenemos viejas reivindicaciones que son complicadas de llevar a cabo en este momento. Una de ellas sería el tema fiscal. Al final producimos un combustible económico para las familias con pocos recursos, ya que es más asequible que otros combustibles, pero la diferencia es el IVA, que tiene un 21%. Si llevara un IVA reducido conseguiríamos que el pellet pudiera llegar a mayor número de familias.

Para terminar, ¿qué importancia tienen ferias como Expobiomasa para el sector?

Este tipo de ferias son ideales, al igual que las de la energía. Es necesario que el sector esté en contacto e interactúe. Nos interesa estar al día de todas las mejoras y tener conocimiento para poder divulgarlo y ponerlo al conocimiento de la ciudadanía.

 

Autor:


3 Comments

  • Federico dice:

    Todos sabemos que la combustión de los pellets produce CO2 por mas que se empleen sistemas de filtros sofisticados. Opino que la materia prima del pellet, el cual es el aserrín de del aserrado de madera o del descarte de los bosques, debería ser utilizado para hacer materiales aislantes térmicos y elementos constructivos que contengan aserrín. La calefacción para viviendas o la energía calórica para altos hornos debería provenir de fuentes renovables como el viento y el Sol.

    • Pablo Rodero dice:

      Buenos días Federico,
      Claro que los pellets emiten CO2 al combustionarlos, pero también hay que decir que el balance de CO2 de los pellets es neutro al haber fijado el CO2 atmosférico el árbol y haberlo convertirlo en madera. Esto está avalado por estudios y es aceptado por la Unión Europea. Por cierto, los filtros son para partículas, no para el CO2 que es un gas inocuo…para la gente, no para el efecto invernadero.
      La biomasa es tan renovable como la eolica o el sol…todas las renovables tienen sus ventajas y desventajas..lo mejor es usarlas todas a veces hibridando en la misma instalación.
      Usarlo para otros fines…no hay problema, creo que hay materia prima para todos. Date cuenta que ahora estamos usando alrededor del 30-35% del crecimiento anual de la madera cuando la media en Europa es del 60-65%. Este recurso está infrautilizado y sobre todo se quema cada verano al no estar “limpios” los montes.

  • Juan manuel marcos dice:

    Hola buenas yardes queria montar una pequeña fabrica de pelllets pero np se por donde empezar que requositos necesito qie ayudas exosten etc…
    Si me dieran un empujon y me dijeran donde debo dirigirme me seria de gran ayuda un saludo y muchas gracias de antemano

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.