Antonio Rigueiro releva a Francisco Fernández como presidente de AFG

La Asociación Forestal de Galicia ha celebrado en Pontevedra su XXXIV Asamblea General.

La Asociación Forestal de Galicia (AFG) ha celebrado su XXXIV Asamblea General Ordinaria en el Pazo de Cultura de Pontevedra, un acto que decidió celebrar en la capital del Lérez en reconocimiento a su presidente saliente, Francisco Fernández de Ana Magán, que de siempre estuvo vinculado personal y profesionalmente con la comarca de Pontevedra.

Francisco Fernández de Ana Magán.

La carrera de Francisco Fernández de Ana Magán como investigador se inició precisamente en el Centro de Investigación Forestal de Lourizán, del que llegaría a ser jefe de la sección de Fitopatoloxía. Fue también profesor de la Escuela de Capataces de Lourizán y profesor asociado de la Escuela Politécnica Superior de Lugo (USC).

En su trayectoria como investigador, tiene publicados cerca de un centenar de trabajos científicos, es autor de siete libros de temática forestal y destaca además su faceta como gran divulgador de la micología, siendo pioneras a nivel mundial algunas de sus investigaciones sobre inoculación de micorrizas en especies forestales.

Francisco Fernández de Ana Magán accedió a la presidencia de la AFG en el 2004, tomando entonces el testigo de Xosé Represas, recientemente fallecido hace unos meses. Durante su mandato al frente de la Asociación Forestal de Galicia, Francisco Fernández de Ana Magán impulsó la profesionalización de los servicios a los socios de la AFG, de la mano de un competente equipo técnico.

Caracterizado por ser uno de los fitopatólogos de referencia en España, el presidente saliente de la AFG puso sus conocimientos en sanidad forestal al servicio de la Asociación, lo que repercutió en una mejor atención a los socios. También contribuyó al fortalecimiento de la estructura de la AFG y destacó su esfuerzo por la promoción de un monte multifuncional, en el que la producción de madera conviva con otros servicios, como la producción de setas y otras actividades económicas y y de ocio.

Fuerte defensor del patrimonio natural y cultural de Galicia, Francisco Fernández de Ana Magán tuvo también un papel importante a la hora de tejer relaciones estables con otras entidades del sector a nivel español y europeo.

NUEVA JUNTA DE GOBIERNO

El testigo al frente de la presidencia de la Asociación Forestal de Galicia lo ha tomado Antonio Rigueiro, que hasta el momento era vicepresidente de Relaciones Institucionales de la AFG.

Rigueiro también inició su trayectoria como investigador en Pontevedra, en el Centro de Investigación Forestal de Lourizán, donde trabajaría hasta el año 1986. Posteriormente, ostentaría cargos en la Administración autonómica y en el 1988 inició su andadura como profesor titular de la Escuela Técnica Superior de Ingenieros Agrónomos (Lugo, Universidad de Santiago), de la que fue director entre 1990 y 1993. En una segunda etapa, dirigiría la Escuela Politécnica Superior de Lugo entre 1997 y el año 2000.

Antonio Rigueiro Rodríguez es además miembro numerario de la Real Academia Gallega de Ciencias desde el año 2002. En la Universidad de Santiago, de la que es catedrático, coordina también un grupo de investigación sobre sistemas silvopastorales, y es director de la Estación Científica del Courel (USC).

Acompañan a Antonio Rigueiro en la junta de gobierno de la AFG las siguientes personas:

  • Francisco Dans del Valle (vicepresidente de Relaciones Institucionales).
  • Juan Ramón Gallástegui Otero (vicepresidente de montes particulares).
  • José Luis Campos Represas (vicepresidente de montes vecinales) – comunidad de montes de Xinzo (Ponteareas).

Vocales de montes particulares

  • Julio Aneiros Lorenzo.
  • Manuel Galdo Dopico.
  • Belén Mantiñán Edreira.

Vocales de montes vecinales

  • Irene Díaz Martínez (comunidad de montes vecinales de Os Chaos, Ribadeo).
  • José Manuel Suárez Gamallo (comunidad de montes vecinales de Saiar, Caldas de Reis).

RED NATURA, PREVENCIÓN DE INCENDIOS Y RECUPERACIÓN DEL ECOSISTEMA DE PINARES

La renovación de la junta de gobierno de la AFG, que se hizo en asamblea extraordinaria, estuvo precedida por la XXXIV Asamblea General Ordinaria, que sirvió para hacer balance del trabajo de los últimos dos años y para trazar la hoja de ruta de la Asociación.

Entre las inquietudes de los socios, destacaron las restricciones que experimentan los propietarios y comunidades de montes que están afectados por la Red Natura. Desde la Asociación, se trasladó el compromiso de la Asociación con la conservación de la naturaleza, pero se coincidió con los socios en la necesidad de que la Administración arbitre apoyos para compensar a los propietarios y comunidades de montes por las limitaciones de usos a las que se ven obligados.

Como hitos salientables de los últimos dos años, la AFG destacó la colaboración que le está prestando a las comunidades de montes socias afectadas por incendios forestales en el 2017, en especial en la provincia de Pontevedra.

La AFG, en colaboración con las comunidades de montes, buscó una vía de cofinanciación por medio de la inscripción de los proyectos de restauración en el Registro de Compensaciones de CO2 del Ministerio de Transición Ecológica.

Esta inscripción permite que aquellas empresas interesadas en compensar de manera voluntaria su huella de carbono puedan invertir en estos proyectos de restauración, colaborando así con las comunidades de montes en la recuperación de montes afectados por incendios.

Una segunda línea de trabajo de la Asociación Forestal de Galicia, en este caso en colaboración con la Fundación Arume, se sitúa en la recuperación del ecosistema gallego de pinares. Conjuntamente con la Fundación Arume, la Asociación Forestal de Galicia trabaja en proyectos de mejora genética de las coníferas gallegas y en la restauración de montes con pinos, proyectos para los que la Fundación Arume ha solicitado fondos Next Generation.