LISTENING TREE, una obra de arte en los límites de lo técnico-científico

Listening tree es una estructura espiritualizada a su mínima expresión, cuyos principios son los de alcanzar mediante su materialidad y precisa geometría, máximos resistentes con mínimos pesos.

 

El reto de la estructura es hacer visibles, en los límites de resistencia, los valores de la madera de tulipwood.

 

No hay estructura más ligera y al tiempo más resistente, y por tanto es la madera de tulipwood quien asume la responsabilidad de hacerlo visible. No hay mejor método para expresar el potencial de un material que exponerlo en un estado de límites visibles.

 

Limite estructural, límite mecánico, límite geométrico, límite métrico, límite estético, limite estable, límite de forma, límite elástico.

 

Es una estructura cuya única misión es «ser ella misma», y al tiempo expresar, a través de su materia, los límites mecánicos y geométricos del material usado expuesto a cargas máximas.

 

La especie de madera presta a la estructura, «listening tree», sus mejores condiciones estéticas, físicas y mecánicas y al tiempo la estructura presta al tulipwood, un sistema geométrico y mecánico que hace visibles sus cualidades.

 

En un estado continuo de transferencia de valores, una: El tulipwood, y otra: la estructura, alcanzan su máxima expresión como autónomas y como conjunto orquestado.

 

Siete mástiles se elevan abriéndose hacia el exterior desafiando la gravedad. Estos están rodeados de cinco anillos flotantes, también de tulipwood, sujetos entre sí mediante un finísimo conjunto de cables. Listening tree, escucha y responde con absoluta inmediatez a cualquier carga que reciba, ofreciendo al ojo a tiempo real las deformaciones del conjunto, al tiempo que su capacidad de corregirse frente a tales esfuerzos.

 

Los mástiles se arquean, los anillos se inclinan y los cables se tensan ante las fuerzas que el conjunto recibe y su deformación, expresada como un baile, que hace entender como el tulipwood hace de su materia un arte de resistencia, flexibilidad y elegancia natural.

 

Es una obra de arte en los límites de lo técnico-científico. Produce la admiración y sublime fascinación de quien observa los límites al borde de su irreversibilidad.