Periódico digital para la industria española de la madera y el mueble +34 676 330 360 [email protected]
Advertisement

YUNQUE apuesta con HEBROCK por la calidad y la productividad

“Remata muy bien las piezas y no hace falta repasarlas”.

YUNQUE es un fabricante histórico de armarios a medida de Gijón. Asimismo barniza, mecaniza y transforma puertas de interior y acorazadas.

Hace seis años MAESMA hizo en sus instalaciones del polígono industrial en Roces una demostración del funcionamiento y prestaciones de la encoladora de cantos HEBROCK modelo F4. Gustó y mucho el resultado de aquellas pruebas, y finalmente YUNQUE se ha decantado por la marca alemana, al llegar la hora de sustituir su anterior canteadora.

La HEBROCK F4 de YUNQUE aplacó algo más de 8.000 metros lineales de canto en sus dos primeros meses de actividad. Los operarios que trabajan con la máquina ahorran mucho tiempo en esta sección, y pueden dedicarlo a otras funciones. “Remata muy bien las piezas y no hace falta repasarlas a mano, como antes -destaca Carlos, jefe de taller en la empresa asturiana-. El grupo tupí de entrada prepara el proceso para un canteado perfecto, y el ribeteador de esquinas las deja impecables, es algo extraordinario”.

La F4 es una máquina pequeña, y su velocidad de avance no es grande. A cambio, garantiza una fiabilidad y una calidad de acabado excelentes. YUNQUE cantea con cola “natur” o incolora. Su máquina está preparada para admitir con extrema facilidad un segundo calderín, si se desea o se precisa utilizar cola blanca o de otro color. Con una inversión mínima.

Otra gran ventaja de HEBROCK es que la máquina se pone en marcha enseguida; si hay que rematar un pedido con algunas piezas, no da pereza encenderla. En dos minutos está lista para ofrecer el cien por cien de sus prestaciones.

Hemos apostado por HEBROCK porque deja muy buen acabado -afirma José Enrique Suárez, jefe de producción en YUNQUE-. Nos beneficia que es una máquina pequeña, no tenemos mucho espacio. Además, no tenemos que repasar las piezas. Es una apuesta por la calidad y la productividad”.

Además de nueve chapas de madera natural, YUNQUE tiene actualmente en stock 22 colores distintos de melaminas. A ello se suman otros diseños que requiere el cliente y se compran al almacén. “Para manejar este abanico de acabados conviene tener una encoladora de cantos muy flexible, que permita hacer cambios con rapidez y facilidad. HEBROCK es un modelo de flexibilidad y sencillez en el manejo y los cambios de canto y color de cola”.

Con una fiabilidad alemana, sin dar problemas.

José Enrique Suárez valora especialmente el toque que dan a todas y cada una de las piezas el grupo redondeador de esquinas y el rascador de superficies. “Una parte importante de nuestra producción la ocupan las puertas acorazadas -explica-, hacemos boquilla en madera, que son piezas de 20 ó 22 por 16 ó 19 milímetros, canteadas con chapa de madera”. En este caso es esencial que el rascador de superficies sea respetuoso con la chapa y no la dañe. HEBROCK cuida también este detalle, muy importante para un cliente como YUNQUE.