Periódico digital para la industria española de la madera y el mueble +34 676 330 360 [email protected]
Advertisement

Los propietarios de bosques europeos son clave para salvaguardar la biodiversidad

Exigen estar al frente de la aplicación de la Estrategia de la UE en materia de diversidad biológica hasta 2030.

La intención de la Comisión Europea de señalar las prioridades mundiales en materia de diversidad biológica se ha revelado esta semana con la publicación de la nueva Estrategia de la UE en materia de diversidad biológica hasta 2030. La Confederación de Propietarios de Bosques Europeos (CEPF) acoge con satisfacción el objetivo general de conservar y mejorar la biodiversidad, también en los bosques europeos. Sin embargo, a su juicio, la Estrategia desaprovecha la oportunidad de garantizar la coherencia de las políticas y reconocer debidamente los beneficios para el clima y la diversidad biológica derivados del uso de madera de origen sostenible y local.

La conservación de la diversidad biológica forma parte de las actividades cotidianas de gestión de los propietarios de bosques europeos. La nueva Estrategia sobre la Diversidad Biológica pasa por alto esta labor y los logros conexos alcanzados hasta la fecha en los bosques europeos y, como tal, no reconoce el papel positivo de los propietarios de bosques. En cambio, presenta objetivos vinculantes con preguntas sin respuesta, entre ellas la falta de definiciones claras y acordadas, la ausencia de consideración de los acontecimientos dinámicos relacionados con el cambio climático, el impacto social y económico de los objetivos, así como los instrumentos financieros adecuados para lograrlos.

El principio de la ordenación sostenible de los bosques, que es la columna vertebral de todas las operaciones relacionadas con la silvicultura, debería considerarse más bien como una oportunidad para seguir proporcionando prácticas que salvaguarden la diversidad biológica en vista de los efectos del cambio climático, asegurando al mismo tiempo que otros múltiples servicios de los ecosistemas que prestan los bosques puedan prestarse de manera equilibrada. «La ordenación forestal activa y sostenible mantiene nuestros bosques sanos y resistentes. Hasta ahora, vemos este hecho así como el enfoque holístico de los bosques multifuncionales que falta en la nueva Estrategia», ha dicho Fanny-Pomme Langue, Secretaria General del CEPF.

Según CEPF, la Estrategia desaprovecha la oportunidad de garantizar la coherencia de las políticas y reconocer debidamente los beneficios para el clima y la diversidad biológica derivados del uso de madera de origen sostenible y local

La nueva Estrategia de Biodiversidad de la UE necesitará ver a casi dieciséis millones de propietarios forestales privados europeos responsables de la gestión de alrededor del sesenta por ciento de la superficie forestal europea como socios, ya que son los custodios de la biodiversidad en sus bosques. La confianza y la cooperación con los propietarios de bosques, que ha demostrado ser un elemento indispensable para el éxito de la Red Natura 2000, debería, por lo tanto, estar al frente de la aplicación de esta Estrategia.

En la nueva Estrategia se prevé elaborar las futuras directrices relacionadas con la ordenación forestal sostenible en paralelo con la Estrategia Forestal de la UE para después de 2020: «Pedimos a la Comisión Europea que incluya y elabore estas directrices en el marco de la Estrategia Forestal y no de forma paralela, reconociendo las diferencias regionales de paisajes y hábitats y respetando plenamente los derechos de propiedad, guiándose por las prácticas mejores y voluntarias y en un ámbito más amplio que la mera biodiversidad», añadió la Sra. Langue.

El CEPF estudiará cuidadosamente la Estrategia actualizada y entablará un diálogo orientado a la búsqueda de soluciones con las instituciones de la UE y otros interesados.

COSE -Confederación de Organizaciones de Selvicultores de España- representa a los propietarios forestales privados españoles en la CEPF.