Inma Bermúdez, diseñadora en IKEA: “Menos diseño, pero mejor diseño”

La creatividad y el diseño se sometieron a debate en FIMMA-MADERALIA. Algunos de los más prestigiosos arquitectos y diseñadores del panorama nacional e internacional se reunieron en una jornada patrocinada por ILVA y SYSTEM POOL.

En el acto, que estuvo moderado por Adolfo Plasencia, profesor universitario, blogger, colaborador y columnista habitual en prestigiosas publicaciones para artículos de ciencia y tecnología, los ponentes invitados ofrecieron su particular visión del diseño y explicaron cómo plasman esta visión en su trabajo diario.

 

Así Inma Bermúdez, única diseñadora española que trabaja para IKEA y miembro del equipo de diseño de la prestigiosa firma Lladró resumió su particular punto de vista sobre el diseño en una frase del prestigioso diseñador alemán Dieter Rams: » Menos diseño, pero mejor diseño».

 

Bermúdez presentó sus trabajos más recientes para Lladró Atelier, trabajo que definió como una mezcla del preciosismo y la decoración que han marcado desde siempre los diseños más tradicionales de Lladró, junto con formas más actuales para las nuevas apuestas de la firma. Y despertó el interés de la audiencia detallando cuáles son los requerimientos de la firma IKEA al encargar un nuevo diseño.

 

Según explicó, «existen muchos factores a tener en cuenta como el peso del producto y su embalaje para reducir costes en el transporte; el hecho de que el producto debe ser multicultural y adaptarse a distintos países y diferentes modalidades de familia; la necesidad de cumplir con la máxima eficiencia en la producción; que el producto haga feliz en su día a día al usuario; que éste sea capaz de identificar inmediatamente el producto y para qué sirve; así como que el objeto posea una doble funcionalidad».

 

Por su parte Nacho Moscardó, diseñador de interiores; mostró en imágenes algunos de sus trabajos más interesantes en distintas áreas como el de la hostelería, restauración, o eventos, entre otros muchos. En referencia al diseño según manifestó durante su intervención «es muy importante situarse en el lugar del empresario para entender sus necesidades y para que sea rentable su inversión; en el lugar del operario, para que el entorno donde trabaja sea agradable; en el del consumidor, para que esté satisfecho con el producto que adquiere; en el del funcionario, para cumplir con la normativa y las leyes, así como en el del diseñador, para que se entienda su proyecto».

 

Jordi Tió, autor del Hotel Casa Camper y del restaurante Dos Palillos, introdujo con su intervención cómo hacer hoteles de una manera distinta.

 

Para Tió, «el trabajo que hemos desarrollado con el Hotel Casa Camper muestra un concepto de la arquitectura interior basado en emociones y atmósferas» .Y es que y según explicó durante la jornada, tamizar los espacios, aprovechar la luz de las habitaciones del hotel desde una perspectiva distinta a la habitual y duplicar las estancias en cada una de ellas son algunos de los rasgos que identifican a los dos hoteles Casa Camper que existen en la actualidad (uno en Barcelona y otro en Berlín). En referencia a este último insistió en la particularidad del hotel que está diseñado de forma que el edificio desaparezca ópticamente durante la noche y que la vida interior del hotel y sus habitaciones pase a cobrar vida en primer plano.

 

Quim Larrea, arquitecto, diseñador y periodista, ofreció un análisis sobre el diseño y la innovación, distinguiendo entre diferentes conceptos: el de producto nuevo, competitivo, innovador, y experimental.

 

Según manifestó, «cada uno de esta tipología de productos tiene una manera muy diferente de entender el diseño. Desde el producto competitivo que presenta cierta voluntad de aportación y que podría definirse como el diseño más comercial; el innovador, que s un producto capaz de romper ene le mercado, que no se sabe si se va a vender o no pero que emplea nuevos materiales y nuevas formas de entenderse, o el producto experimental que correspondería a aquellos productos que nos e saben para qué sirven».

 

Y añadió, «diseño es igual a novedad pero no siempre es innovación. Si no somos capaces de generar novedad en el uso, las formas, etc., difícilmente podemos hablar de diseño como tal».

 

Diseño y tecnología

 

La vertiente más tecnológica del diseño vino de la mano de James Patten quien estuvo presente en el acto a través de una entrevista grabada que se proyectó durante el encuentro.

 

Al frente del Patten Studio, empresa de tecnologías de interactividad con sede en Nueva York, James Patten acercó a los asistentes sus propuestas más innovadoras en las que los objetos adquieren vida gracias inteligencia obtenida mediante la aplicación de chips conectados a un ordenador. Patten, conocido por sus diseños de interfaces, consigue con sus trabajos sacar el software fuera de la caja del ordenador y llevarlo al mundo real.

 

Entre sus propuestas más espectaculares presentó sus Pendulum-Harp, péndulos robots de dimensiones gigantescas que confeccionó para la gira mundial Biophilia 2011 de la cantante Björk. Se trata de péndulos controlados por microprocesadores conectados a un ordenador que hacen música digital y analógica gracias a su especial diseño.