Periódico digital para la industria española de la madera y el mueble +34 676 330 360 [email protected]
Advertisement

España produjo 4.181 millones de metros cuadrados de cartón ondulado en 2012

Un 93% de esta producción corresponde a las empresas asociadas a AFCO, la Asociación Española de Fabricantes de Envases y Embalajes de Cartón Ondulado.

En el año 2012, España alcanzó una producción total de 4.181 millones de metros cuadrados de cartón ondulado, con un decrecimiento en volumen del 1,13% respecto de los 4.229 millones registrados el año anterior.

 

Para ello, fueron consumidas 2.536.703 toneladas de papel en máquina onduladora.

 

Con estas cifras, España se mantiene como el cuarto país productor europeo de cartón ondulado, por detrás de Alemania, Italia y Francia y por delante de Gran Bretaña.

 

El sector ha alcanzado una facturación global de 3.940 millones de euros durante el ejercicio 2012, de los cuales 2.308 millones son facturación directa y los 1.632 restantes, indirecta. Esta cifra equivale aproximadamente a un 0,4% del producto interior bruto de España.

 

La media de consumo de cartón ondulado por habitante y año se situó en 48,39 kilogramos en 2012, por encima de la media de los países europeos, que fue de 39,94 kilogramos en 2010. A partir de 1990 se inicia un despegue en la ratio española de consumo por habitante y año, que alcanza su punto culminante en el periodo 2002- 2004.

 

Protección del medio ambiente e innovación

 

La industria del cartón ondulado destaca por su respeto al medio ambiente. A través de tecnologías limpias y modernas, fabrica productos reciclables y biodegradables a partir de materias primas renovables.

 

Además, es líder en recuperación y reciclaje, puesto que se recicla el 100% de lo que se recupera, tanto papel como cartón. En total, son 5 millones de toneladas al año recicladas, lo que equivale a 50 grandes estadios de fútbol como el Bernabéu o el Camp Nou.

 

Cerca del 85% de la materia prima que se emplea en la fabricación de cajas de cartón ondulado procede del reciclaje.

 

La industria se caracteriza además por ser un motor de la innovación. Cada año surgen nuevos productos y aplicaciones.