LOOPTEQ, retorno para un procesamiento productivo del canteado

Soluciones HOMAG de automatización para talleres de carpintería.

Como ayuda indispensable para el retorno económico de las piezas de trabajo, LOOPTEQ O-300 de HOMAG es el complemento perfecto para las máquinas de encolado de cantos de una sola cara. Instalar, conectar, comenzar. No se requiere un entrenamiento importante. El proceso de producción se vuelve más eficiente, independientemente del tamaño del lote que se produce.

Decir «sí» a la automatización del procesamiento de bordes no es, por lo tanto, una cuestión de tamaño de la empresa

Gracias a la operación de un solo operario, el manejo manual de las piezas se reduce al mínimo y es particularmente ergonómico. El retorno automático de las piezas de trabajo también ofrece tiempo suficiente para un control de calidad, ya que cada pieza de trabajo vuelve automáticamente al operador. Esto proporciona el tiempo suficiente para inspeccionar cada pieza de trabajo durante el canteado.

EDGETEQ y LOOPTEQ – Gran impacto en un espacio pequeño

En combinación con el EDGETEQ S-380, el retorno es una solución de sistema obvia. Incluso el modelo de entrada revela su efectividad en el más pequeño de los espacios. Al final del procesamiento de los cantos, la pieza se transfiere al LOOPTEQ O-300. La detección de la pieza de trabajo identifica los diferentes tamaños de la pieza en el empujador mediante sensores. El empujador entonces mueve la pieza de trabajo a la cinta de retorno a través de la mesa de colchón de aire, dependiendo del tamaño. El transporte de las piezas de trabajo a la cinta de retorno también se facilita gracias a las inclinaciones de la mesa de colchón de aire. Finalmente, al final de la mesa de colchón de aire, las piezas se colocan en posición en el cinturón de retorno alrededor de un cono giratorio.

La automatización del procesamiento de los bordes optimiza el flujo de material y facilita la carga de trabajo del operario. Decir «sí» a la automatización del procesamiento de bordes no es, por lo tanto, una cuestión de tamaño de la empresa, sino una condición previa para una mayor eficiencia. Esto puede lograrse incluso en los espacios más pequeños y deja claro que vale la pena para cualquier empresa que utilice una chapadora de cantos. Los beneficios de la LOOPTEQ O-300:

  • Operación económica de un solo operario
  • Flujo continuo de la pieza de trabajo
  • Manejo suave de la pieza de trabajo
  • Procesos ergonómicos
  • Operación intuitiva