Los vecinos de Lecina sueñan con que su encina sea Árbol Europeo del Año

Los 13 habitantes de esta población de Huesca animan a votar por su árbol milenario, antes del 28 de febrero.

“Si votas por la encina de Lecina te cambiará la vida. Yo voté y me quedé embarazada”. Esa es una de las divertidas frases que aparecen en un video que los 13 habitantes de Lecina (Huesca) han llevado a cabo para la promoción para que su peculiar árbol milenario, candidato español, sea elegido como Árbol Europeo del Año.

El árbol tiene más de 1.000 años de vida y sus vecinos se sienten muy orgullosos de ello. Tiene 16,5 metros de altura y un diámetro de copa de 28 metros, además de haber servido como escenario para bodas u otras celebraciones a lo largo de sus muchos años. Sin embargo, es la primera vez que aumenta tanto su popularidad, gracias al video promocional con el que piden los votos.

En el mismo, apelan al orgullo patriota para conseguir los votos de los españoles en su camino a ganar el concurso europeo. Frases como “la carrasca de la encina es el mejor árbol que vas a ver” o “he pensado que si la ves no hace falta nada más”, son algunas de las que aparecen en este corto y divertido vídeo, que, de momento les está dando resultados, ya que a solo unos días de saber quién será el ganador del Árbol Europeo del Año, van liderando con más de 60.000 votos, todo ello antes que desde la organización de evento decidieran ocultar el resultado de los votos.

Además del vídeo, para la promoción de su encina, también conocida como la Carrasca de Lecina, los vecinos han diseñado una página web en la que venden todos los datos del árbol milenario, con el fin de que sea galardonada como Árbol Europeo del Año. Entre esos datos destacan que el popular tronco producía en los inviernos más duros hasta 600 kilos de bellota, lo que le valió el nombre de La Castañera.

El largo camino de la Encina de Lecina para conseguir ser Árbol Europeo del Año está muy cerca de finalizar, ya que las votaciones terminan este domingo, 28 de febrero. Todo comenzó con la presentación al concurso de Árbol de España. La idea se gestó a raíz de un acto unitario en homenaje a las víctimas de la Covid-19. El 27 de junio de 2020, se plantaron 731 carrascas, una por cada municipio aragonés, en tributo a las víctimas y como agradecimiento a los trabajadores sanitarios, residencias de mayores y servicios esenciales. Precisamente, se eligió este árbol como símbolo de la identidad de Aragón.

Este árbol milenario ganó el concurso español y ahora busca lo mismo con el concurso europeo, donde compite con 13 árboles. Antes de que los resultados de las votaciones fueran ocultados por la organización, los dos principales rivales de la encina de Lecina eran los árboles de Rusia e Italia, un árbol sicomoro antiguo y el plátano de Curinga, respectivamente.

El objetivo del Árbol Europeo del Año es enfatizar el carácter de patrimonio natural y cultural de estos antiguos árboles como algo a proteger y respetar. En este concurso, no solo se valora la belleza, tamaño o edad del árbol, sino su historia y su relación con el territorio y la comunidad con la que convive.

“Llevamos 11 años buscando los árboles con las historias más interesantes”, asegura desde la organización. La votación se cerrará el 28 de febrero de 2021 y el ganador se conocerá en una ceremonia que tendrá lugar el 17 de marzo. Habrá que ver si ese día todos los esfuerzos de los pocos de más de 10 vecinos de Lecina dan sus resultados y pueden conseguir que su encina sea el Árbol Europeo del Año, tomando el relevo a El Guardián Checo de la Aldea Inundada, que ganó el certamen en 2020.

Hay que recordar que en la pasada edición la milenaria encina de Mendaza (Navarra), el Encino de las Tres Patas, representante español, quedó en novena posición.

MAS INFORMACION Y VOTACIONES, AQUÍ