El Gobierno dobla la deducción fiscal por rehabilitación

El Gobierno amplía del 10 al 20 por ciento la deducción fiscal por rehabilitación de vivienda. El estímulo a las obras de mejora se extenderá a las segundas residencias.

Las modificaciones en el RD Ley 5/2011 de 29 de Abril elevan también el límite máximo de base de deducción anual. Antes era de 4.000 euros, y ahora será de 6.750 euros.

 

Podrán beneficiarse de este incentivo rentas de hasta 71.007 euros, cuando hasta ahora el límite estaba marcado en 53.007 euros.

 

La cantidad máxima a deducirse por vivienda pasa de 12.000 a 20.000 euros.

 

Estas medidas corresponden al Plan Estatal de Vivienda y Rehabilitación 2009-2012, y se podrán aplicar únicamente a las obras realizadas hasta el 31 de diciembre de 2012. P

 

Podrán llevarse a cabo en segundas viviendas, incluidas las que se encuentran en alquiler.

 

La oportunidad de la Rehabilitación

 

España cuenta con 12 millones de viviendas con más de 20 años de servicio. «Entre todos hemos de promover las reformas, incentivar el consumo de las economías domésticas paliando, en alguna medida, la caída de la obra nueva -señaló Alfonso López, Presidente de ANFTA (Asociación Nacional de Fabricantes de Tableros), en la jornada organizada por CONFEMADERA (Confederación Española de Empresarios de la Madera) sobre esta materia el pasado 29 de julio en la sede de la CEOE (Confederación Española de Organizaciones Empresariales)-. Así generaremos empleo y riqueza (en torno a 225.000 empleos directos y 600.000 indirectos, más una recaudación de 1.200 millones de euros en concepto de IVA), y contribuiremos a limar en cierta medida la economía sumergida de este país».

 

Novedades y mejoras

 

El RD Ley 5/2011 de 29 de Abril plantea de entrada una novedad importante: los incentivos a la rehabilitación no sólo afectan a la vivienda habitual, sino a cualquiera.

 

Como hasta ahora, el decreto favorece principalmente a las reformas ligadas a mejoras en la eficiencia energética, higiene, salud y ruido, instalaciones de gas y electricidad, incorporación de fuentes de energía renovables, seguridad y estanqueidad, accesibilidad e instalación de sistemas de telecomunicación.

 

No contempla, sin embargo, reformas de ningún tipo en garajes, jardines, parques, piscinas o locales destinados a negocios.

 

«El objeto se ha ampliado considerablemente -afirma Antonio Ballester, Director de TOMARIAL Consultores Legales y Tributarios-. Hasta el 31 de diciembre de 2012 el ciudadano puede acceder a deducciones anuales de hasta 1.350 euros».

 

Dentro del ámbito de la carpintería de madera, son acciones susceptibles de acogerse a las deducciones las obras de reforma en elementos estructurales y mejora de la envolvente del edificio, sustitución de carpinterías exteriores e incluso erradicación de termitas.

 

Pero no contempla ayuda alguna para la sustitución de puertas interiores, al tratarse de un cambio meramente decorativo.

 

La instalación de parquet sólo puede acogerse a las ayudas en caso de tratarse de un primer piso (está en la envolvente del edificio). Igualmente, sustituir muebles de cocina y/o baño tampoco está sujeto a ayuda alguna; únicamente en el caso de tratarse de usuarios con discapacidad.