domingo , 20 de octubre de 2019

Por Benoit Jobbé-Duval, Director Ejecutivo de la Asociación Técnica Internacional de las Maderas Tropicales (ATIBT).


El artículo 5 de los Acuerdos de París (véase más adelante) es un primer reconocimiento de la labor realizada por los gestores forestales certificados en materia de gestión sostenible. Sin embargo, la actualidad demuestra que este reconocimiento sigue siendo insuficiente para darlo a conocer y ayudarles a promocionar la certificación en los mercados. No obstante, las empresas forestales poseen numerosas ventajas para darse a conocer y no solamente la comercialización de los productos de madera certificada.

Para dar a conocer su acción, estas empresas crearon hace dos años la marca colectiva Fair&Precious para demostrar que ahora se encuentran al menos en el mismo nivel de desempeño ambiental y social que los proyectos comunitarios de las ONG. ¡Es importante comunicar que los administradores forestales de Fair&Precious confían en los más altos estándares ambientales y sociales que existen actualmente!

Las curvas de valor estratégico de los gestores forestales Fair&Precious muestran su capacidad para formular una oferta global. De hecho, estos modelos de concesión certificados son muy eficaces para proteger la biodiversidad, los sumideros de carbono y la conservación del agua. Desafortunadamente, su suministro de madera no está muy bien considerado en comparación con otras fuentes de plantaciones: eucaliptos, heveas, bambúes…. que, sin embargo, son, como mínimo, susceptibles de crítica en términos de medio ambiente y biodiversidad. Los proyectos de las ONG de conservación ofrecen un buen desempeño en términos de mantenimiento del ecosistema. Sin embargo, son económicamente muy frágiles debido al tamaño de sus actividades, la falta de calidad y consistencia de los productos que suministran y el hecho de que no tienen mercados estables. Por lo tanto, dependen de una financiación que no es eterna…

La marca Fair&Precious tiene como objetivo sacar del «aislamiento» a las concesiones forestales certificadas FSC y PEFC-PAFC. Las empresas Fair&Precious asumieron sus responsabilidades hace más de diez años, a pesar de las limitaciones económicas que no siempre les fueron favorables.

Hoy, la marca Fair&Precious debe permitir a sus empresas, ante la emergencia climática, involucrar los portafolios de los principales fondos de gestión para apoyar su excepcional modelo. Es esencial dejar claro que las empresas certificadas son instrumentos notables para lograr un cambio en sus modelos. Sin embargo, al abogar por un patrón económico menos agresivo para objetivos ambientales y sociales más ambiciosos, los gestores forestales de Fair&Precious, a través de sus resultados concretos, rompen con los modelos existentes en términos de relación coste/rendimiento «ecosistema» y, en particular, «secuestro de carbono».

Como ha declarado Ali Bongo Ondimba, Presidente de la República de Gabón (véase más abajo), la mejor vía para proteger el bosque tropical es considerar el desempeño ambiental como un servicio dirigido a la sociedad, siendo esta la mejor manera de apoyar el modelo de empresas Fair&Precious.

ARTÍCULO 5 DE LOS ACUERDOS DE PARÍS:

  1. Las Partes deberían adoptar medidas para conservar y, cuando proceda, mejorar los sumideros y depósitos de gases de efecto invernadero, de conformidad con lo dispuesto en el apartado d) del párrafo 1 del artículo 4 de la Convención, incluidos los bosques.
  2. Se invita a las Partes a que adopten medidas para aplicar y apoyar, incluso mediante pagos relacionados con el desempeño, el marco existente establecido en las directrices y decisiones pertinentes ya adoptadas en el marco de la Convención: procedimientos generales e incentivos positivos para las actividades relacionadas con la reducción de las emisiones derivadas de la deforestación y la degradación de los bosques, y la función de la conservación, la gestión sostenible de los bosques y el aumento de las reservas forestales de carbono en los países en desarrollo; y otros lineamientos generales, incluidas las acciones conjuntas de la mitigación y la adaptación para la gestión plena y sostenible de los bosques, reafirmando al mismo tiempo la importancia de promover, según proceda, los beneficios no relacionados con el carbono asociados a estos métodos.

El 26 de septiembre de 2018, el Presidente Ali Bongo Ondimba hizo una importante declaración sobre el futuro de la certificación forestal en Gabón. Gabón busca una alta calidad en su producción local y, en términos de la industria maderera, el FSC es una etiqueta clave que podría ofrecer una garantía a los agentes gaboneses para acceder a los mercados de referencia. FSC es el estándar más exigente en términos de certificación y ofrece muchas ventajas.

La certificación ayudará a aumentar el atractivo de las cadenas de valor de la madera para los inversores potenciales a través de la sostenibilidad y la garantía de la más alta calidad. La etiqueta reforzará la política de desarrollo sostenible de Gabón, que ya es una referencia en la subregión y en África. Se ha decidido fijar el año 2022 como fecha límite para que todas las concesiones sean certificadas FSC en Gabón.

Autor:


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.