lunes , 19 de agosto de 2019

PERSIANA BARCELONA apuesta por el Pino Soria para recuperar la persiana de toda la vida.


Los arquitectos Diana Usón y Pau Sarquella han llevado a [email protected] Madrid la persiana tradicional de cuerda, pero reinventada. Premiada con el Delta de Plata y el Arquia/Próxima, destaca por dotar de calidad a un producto clásico del paisaje urbano. Una idea que Usón y Sarquella patentaron tras ganar el concurso Racons Públics organizado por el Ayuntamiento de Barcelona y el FAD (Fomento de las Artes y del Diseño).

Los arquitectos Diana Usón y Pau Sarquella, creadores de PERSIANA BARCELONA.

Bajo la firma PERSIANA BARCELONA, estos jóvenes arquitectos han realizado una fuerte apuesta por la persiana de exterior de toda la vida, pero con mejoras que la convierten en un producto mucho más atractivo y útil. Un elemento que antes solo se vendía en ferreterías y que estaba olvidado, se recupera bajo la apuesta por la máxima calidad.

La elaboración artesanal en Pino Soria, madera conocida por su estabilidad y gran resistencia mecánica, junto a las dos capas de pintura sin disolventes por inmersión, logran dotar a este producto de una gran durabilidad en todo tipo de climas, sin perjudicar el medio.

Usan una pintura con garantías de durabilidad que han encontrado en Alemania, pintura al agua con la que según Sarquella «la madera queda totalmente protegida», asegurando que con pruebas de envejecimiento acelerado han verificado que pasados cinco años las persianas siguen igual que estaban, «se conservan muy bien», afirma.

Además, el rediseño de las lamas y su solape consiguen que la persiana, incluso en posición inclinada, se convierta en un tejido totalmente impermeable al agua, transpirable y traslúcido en posición dialogal. En posición vertical, el mismo solape ofrece mayor grado de opacidad. La posición de las lamas también aporta un volumen a la persiana que las tradicionales no tienen.

Una persiana que en este nuevo diseño utiliza una cuerda náutica de gran calidad que evita su rotura, con un acabado natural y con pequeños detalles.

En estos cinco años que lleva esta persiana en el mercado, su éxito ha sido creciente. Algunos arquitectos reconocidos ya la han llevado a sus proyectos.

En cualquier caso, el objetivo de ambos diseñadores es ir perfeccionando y desarrollando más este proyecto; incluso están pensando ya en una persiana de interior con otros tipos de maderas. Siempre con un precio asequible.

En cuanto a la paleta de colores utilizados, se inspira en las carpinterías de conocidas casas modernistas de Barcelona. Para Sarquella, esto es un claro ejemplo y una pequeña manera de hacer arquitectura relacionada con la ciudad, concluye.

Autor:


One Comment

  • Danilo Alfonso Ibarra Rosales dice:

    Interesante accesorio para soluciones arquitectónicas en vanos. Deseo más información de los requerimientos para instalarlas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.