jueves , 17 de octubre de 2019

La plaga en la cornisa cantábrica supone unas pérdidas económicas de 235 millones de euros.


El Grupo Operativo Supra-Autonómico de Sanidad sobre Gonipterus en Eucalipto (GOSSGE) ha presentado su “Proyecto de prospección y control de la plaga Gonipterus del eucalipto en Galicia, Asturias y Cantabria” en la XII edición de la Feria Internacional Forestal Asturforesta. La feria, celebrada en el Monte Armayán (Tineo, Principado de Asturias), se ha consolidado en los últimos años como el lugar de encuentro por excelencia del sector forestal en España y Portugal.

Marta González García, investigadora del área de Desarrollo Forestal Sostenible de la Fundación Centro Tecnológico Forestal y de la Madera – CETEMAS, Carbayín (Siero, Asturias), presentó el proyecto GOSSGE en la jornada técnica dedicada a los proyectos de investigación, desarrollo e innovación en curso.

Esta actividad en Asturforesta se enmarca dentro del proyecto impulsado por el Grupo Operativo GOSSGE, que coordina ASPAPEL (Asociación Española de Fabricantes de Pasta, Papel y Cartón), con el objetivo de favorecer la transferencia de conocimiento y la colaboración con los diferentes grupos operativos participantes en estas jornadas técnicas.

El proyecto GOSSGE tiene como objetivo asegurar la sostenibilidad de las plantaciones de eucalipto del norte de España, actualmente en grave peligro por la acción del insecto plaga Gonipterus platensis. Para ello, el proyecto trabaja en la mejora fitosanitaria de las masas de eucalipto en la cornisa cantábrica afectadas por este defoliador y la reducción de las pérdidas de producción asociadas, lo que redundará en la mejora de la rentabilidad de los propietarios e industrias forestales locales.

Los daños por Gonipterus en la cornisa cantábrica suponen una pérdida de anual de 1.075.431 m3, una pérdida de fijación de CO2 de 251.800 toneladas de CO2 al año y pérdidas económicas para la propiedad forestal, las empresas de aprovechamientos forestales y la industria de la celulosa y el papel de 234.697.570 € anuales.

A través de mecanismos innovadores en control biológico y técnico, siguiendo los principios de la lucha integrada contra plagas y con especial énfasis en la divulgación de los conocimientos generados a través de la cadena monte-industria, el proyecto GOSSGE pretende mejorar la salud, la producción y la sostenibilidad de los montes españoles de eucalipto.

El proyecto incluye tres líneas fundamentales de trabajo, basadas en el desarrollo de técnicas innovadoras en la detección de los niveles de plaga, la innovación en técnicas de control biológico y la innovación en técnicas de control con materias fitosanitarias de origen natural o compatibles con control integrado.

Autor:


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.