miércoles , 16 de octubre de 2019

Un proyecto turístico y didáctico que se abre camino hacia el arte.


DEMANDA NATURAL ha hecho de la madera su proyecto de vida. Esta pequeña empresa, ubicada en pleno corazón de la comarca de Pinares Burgos-Soria y la Sierra de la Demanda, surge como una peculiar iniciativa de manos de María José Santamaría, su socia fundadora. Busca en la madera y el bosque un elemento de atracción para el turismo y la educación en la biodiversidad.

 

 

Sin embargo, sus ganas de prosperar, de hacer camino y de crear nuevas expectativas han llevado a que DEMANDA NATURAL haya crecido hacia la creación de arte y diseño, personalizando actualmente todos los objetos que elabora.

Ha buscado nuevas formas de vida en esta sustancia dura y fibrosa. Esta empresa, surgida hace cuatro años en el municipio burgalés de Quintanar de la Sierra, cuenta ya con varias líneas de negocio.

El espectacular paisaje ayuda a disfrutar de las actividades que organiza DEMANDA NATURAL. Cuenta con el programa “Brotes, Educando en la Biodiversidad”, y gracias al convenio de colaboración que tiene con PROFOR – Asociación de Profesionales Forestales de España-, realiza actividades pedagógicas forestales para todos los públicos, siempre con la premisa del respeto al medio ambiente en un ecosistema proclive a llamar la atención.

Surgió como una idea educativa y turística que, de forma lúdica, amena y divertida, puso en contacto al visitante con la naturaleza y la gestión forestal. También organiza bio-rutas para escolares y mayores en las que se explica el ciclo vital del bosque, el cómo y por qué se gestiona el monte, y hoy bucea hacia la creación de arte de manera artesanal.

Desde hace un año aproximadamente DEMANDA NATURAL trabaja en una nueva línea de negocio en la que prima lo artesanal. Con productos locales como las tablas de madera de pinos que salen de los aserraderos de la comarca, crea fotografías; una técnica laboriosa que hace visible la veta y que queda perfectamente integrada con las imágenes.

Utiliza piñas, ramas, tocones y demás elementos del paisaje en sus creaciones, hasta conseguir verdaderas joyas personalizadas, donde el material noble de la madera cobra un indiscutible protagonismo.

 

 

Uno de sus primeros trabajos fue un llavero de una capa o lámina de madera de roble con una imagen de San Cristóbal para la Asociación de Camioneros y Conductores de Quintanar de la Sierra. Poco a poco ha recibido encargos que elabora con todo tipo de maderas. Usan sabina y enebro, pero, sin duda, el pino de la zona, de gran calidad y bonita veta, es el material por excelencia.

El proyecto DEMANDA NATURAL sigue creciendo hacia nuevos retos. En esta pequeña empresa confeccionan desde cajas de madera que imitan a las de fruta antiguas, guirnaldas e invitaciones de boda en chapa de madera, hasta porta velas o fotografías sobre madera; este es su producto estrella, concluye satisfecha María José Santamaría.

Un reportaje de María Belén Monge Ranz

Autor:


One Comment

  • Roberto dice:

    Enhorabuena a demanda natural…
    El trabajo que hacen de trofeos y medallas..simplemente espectacular…las gentes que se los llevan como ganadores de los mismos estan sorprendidos y encantados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.