Madera recuperada, el encanto de rescatar el pasado en la decoración

JESUS DEL SER, tratamiento y fabricación artesana de madera con acabados a la carta y a medida.

En Jesús del Ser apuestan fuertemente por la madera recuperada. De hecho, realizan viajes dentro y fuera de nuestras fronteras, en busca de ella, acuden a sitios que quieren renovar y compran y llevan a su fábrica de Segovia todas esas maderas antiguas, generalmente muy deterioradas, pero con un encanto especial.

Las suelen procesar, igualando en el ancho y limpiándolas un poco, destinándolas generalmente a locales o particulares que desean toques vintage en sus instalaciones. La madera recuperada es un material complicado de instalar. Al ser tablas recuperadas, cada una tiene un grueso diferente y no van machihembradas, pero mimando el material y el proyecto en sí, se consigue, llegando a unos resultados espectaculares.


El ejemplo más llamativo y reciente son las vigas del teatro de TRIBECA de Nueva York, cuya estructura estaba hecha de vigas de Pino Melis Viejo, que consiguieron importar, tras un proceso laborioso. También recuperaron vigas de una antigua fábrica de licor de Atlanta o madera de roble de cubas de una bodega de Burdeos.

En su almacén de maderas se ven materiales desde los más top, de alta gama (Caoba de Perú, Wengué, Pino Melis Viejo, Teka Birmana, Nogal Español…), hasta todo tipo de maderas recuperadas, controlando en todo momento todo el proceso de fabricación, desde la importación de la madera, secado, fabricación y selección de la misma.

EL CASO DE LAS VIGAS DEL ANTIGUO TEATRO DE TRIBECA

Según Nuria del Ser, actual gerente de Jesús del Ser, cuenta en primera persona cómo fue el proceso de recuperar las vigas centenarias del antiguo Teatro Tribeca de Nueva York.

«Como ya sabéis TRIBECA (Triangle Below Canal), al sur de Manhattan, es uno de los barrios de moda de Nueva York, además de ser uno de los barrios más caros y bohemios de la actualidad. Surgió cuando el Soho se puso de moda y los alquileres se dispararon, mudándose  artistas conocidos allí. Parte de la fama que ha ganado este barrio se debe a los esfuerzos realizados en la zona del actor Robert de Niro. Es un barrio repleto de tiendas, bares, restaurantes y galerías de arte. Donde viven varios personajes famosos como Mariah Carey, Meryl Streep, Leonardo DiCaprio o el propio Robert de Niro.

Cuál fue mi sorpresa cuando me llamó la persona de contacto para los derribos de EEUU, diciéndome que iban a derribar el teatro de TRIBECA y que toda la estructura estaba hecha de vigas de Pino Melis Viejo. Solo con la historia que tiene este Teatro y la zona de la que se trataba, ya me gustó la idea. Si las vigas del teatro Tribeca hablaran… ¡Lo que habrán visto y oído!

Por lo visto van a construir viviendas, ya que el barrio está de moda, pero respetando parte de la fachada y más elementos. Las vigas del teatro Tribeca son tan largas, que la mayoría se han tenido que quitar una a una y bajarlas por los huecos de las escaleras. Ha sido un trabajo muy laborioso, pero precioso, con la ilusión de tener en nuestra fábrica parte de historia de este «monumento». Nos encanta contar con piezas de este tipo, al igual que tenemos vigas de una antigua fábrica de Licor de Atlanta o madera de Roble de cubas de una Bodega de Burdeos (con un olor impresionante).

Una vez aquí las vigas, las tratamos, primero quitando con un detector de metales los clavos. El proceso es todo manual, a base de formón y paciencia. Posteriormente, se sierra a tabla de pulgada para pasarla por secadero y luego se realiza una selección de anchos y calidades. No todas las vigas van a ser serradas, vamos a reservar bastantes para la realización de mesas largas de comedor o reuniones para satisfacer a nuestros clientes más caprichosos».

¡EN LOS SUELOS TAMBIÉN!

Las tarimas vintage o recicladas es otra tendencia clara actualmente. No entrañana ningún riesgo para suelos, siempre y cuando se conozca la procedencia de la madera y si cumple normativa.

Hay que tener mucho cuidado con algunas de ellas, ya que tienen dudosa procedencia, y pueden contener termitas, bichos etc y contaminar el resto de los muebles de madera de una vivienda.

En Jesús del Ser la tarima reciclada mayoritaria que disponen es de Pino Melis Viejo y para asegurarse de su calidad respecto a estos temas, lo que hacen es importar las vigas de EEUU. Vigas que han estado colocadas como estructuras de edificios más de 200 años. Estas vigas vienen en barco, con sus metales, clavos, puntas y con una humedad importante, ya que para su derribo también utilizan mangueras de agua.

Para la importación de la madera es necesario muchos certificados, como el certificado de origen, el FITOSANITARIO etc. Esto asegura que la madera viene libre de bichos y demás.

Y una vez que llega a fábrica, se realiza todo un proceso con ellas. Se eliminan todos los clavos y puntas con un detector de metales, se sierran a tabla de pulgada, se pasan por secadero (lo más importante), y se realiza una selección de anchos y calidades.

Y es que la madera suele absorber humedad en el derribo y en el transporte y antes de fabricar la tarima, es conveniente que se estabilice en un 8% de humedad para su apta instalación.

JESUS DEL SER


Empresa familiar creada en 1979 dedicada al tratamiento y fabricación artesana de madera con acabados a la carta y a medida, especializada en tarimas macizas y flotantes, que ofrece en más de 22 variedades diferentes, tanto para interior como exterior.  Hoy en día, tras más de cuarenta años, Jesús del Ser alberga más de 12.000 metros cuadrados entre fábrica, secadero eléctrico, secaderos de oreo al aire libre, naves de almacén, aserradero, almacén de maderas, etc.

La diferencia la marca la fabricación a medida y su trato cercano y exclusivo con el cliente, así como la fabricación nacional, controlando todo el proceso, desde la importación de la madera hasta la entrega. Su larga experiencia en el sector y su profundo conocimiento de las diferentes cualidades de cada madera, les permite asesorar y recomendar las idóneas en cada proyecto, aportando soluciones directamente en obra.