MUSA y RUBIO® MONOCOAT brillaron en el Día de Puertas Abiertas en MADERAS GÁMEZ

Tableros especiales y aceites naturales para obtener soluciones decorativas con un alto valor añadido.

En su apuesta por la calidad y colaboración con primeras marcas del sector, MUSA y RUBIO® MONOCOAT no faltaron al tradicional Día de Puertas Abiertas con el que MADERAS GÁMEZ cerró brillantemente el ejercicio 2022. Acompañaron a estas dos firmas otras dos de renombre en el segmento de los revestimientos decorativos: FINSA y el Grupo LAMIARTE, con su marca KÜÜP.

LA CALIDAD Y EL PRECIO NO ESTAN REÑIDOS

MADERAS GÁMEZ es distribuidor de madera y tablero en el municipio de Mijas, y se dirige principalmente a las numerosas pymes del mundo de la carpintería y ebanistería que, desde la localidad malagueña, realizan obra nueva y reforma en la Costa del Sol.

El eslogan de la prestigiosa empresa andaluza remarca que “la calidad y el precio no están reñidos”. En efecto, los tableros de MUSA (revestimientos de madera para decoración) y RUBIO® MONOCOAT (aceites naturales para la protección y acabado de la madera) demostraron en el Día de Puertas Abiertas en MADERAS GÁMEZ, celebrado el pasado día 16 de diciembre, que “soluciones innovadoras e incluso revolucionarias como los tableros especiales de MUSA y los recubrimientos de RUBIO® MONOCOAT permiten al profesional ofrecer a su cliente un gran abanico de posibilidades decorativas, con un alto valor añadido”, afirma Omar Calero, gerente de MADERAS GÁMEZ.

MUSA, especialista en soluciones acústicas, paneles decorativos y chapa y madera estructurada, presentó sus novedades a los clientes de MADERAS GÁMEZ. Entre ellas TACTYLE; una solución decorativa, económica y sencilla, pensada para el carpintero, el ebanista y el fabricante de muebles, que está obteniendo un gran éxito dentro y fuera de España especialmente en el entorno del Contract y el Retail. “Hasta ahora dar algo más que el aspecto visual a los tableros era difícil o muy costoso -explica Carlos Vallejo, responsable técnico comercial de MUSA en Andalucía-. Ahora con TACTYLE es posible enriquecer la superficie de los tableros dotándolos de textura, es decir, sumando el valor añadido del tacto”.

El mercado español conoce progresivamente que RUBIO® MONOCOAT tiene una gran gama de posibilidades y de acabados para la madera. Ofrece la capacidad de elección y de personalizar cualquier proyecto de interiorismo. Frente al aceite tradicional, que impregna la madera por saturación, y el barniz y el lasur, que la recubren con una película superficial, el aceite RUBIO® MONOCOAT penetra entre 4 y 6 décimas en la madera y se suelda con sus fibras. “Con una sola mano, la madera queda protegida y decorada -asegura Rubén Jaime Báez, técnico comercial en la filial de la empresa belga en la Península Ibérica-. Por más aceite que apliquemos, el color no se va a alterar”. En efecto, con tan solo un litro de aceite RUBIO® MONOCOAT es posible tratar 40 metros cuadrados de superficie de madera.

RUBIO® MONOCOAT apuesta por la sostenibilidad en todas sus facetas. Su espíritu empresarial no se basa en promesas vacías, sino que se demuestra por las numerosas etiquetas y certificados otorgados a sus productos por varias instituciones internacionales independientes.

RUBIO® MONOCOAT con su gama de soluciones para proteger y colorear la madera con una sola capa, es un complemento perfecto para los productos de MUSA; en especial para las familias de paneles decorativos TACTYLE y WOODANDVENEER. Juntos generan efectos alucinantes, mediante un proceso de aplicación muy sencillo.