miércoles , 19 de diciembre de 2018

Exclusividad y diferenciación, en un mercado cada día más exigente.


1El nuevo show-room de PARQUETS NADAL es fruto del trabajo de 15 años trabajando en Barcelona. Empresa innovadora por vocación y amante de lo diferente.

Se trata de una acogedora y encantadora exposición de 140 metros cuadrados en la barcelonesa calle Del Vallespir, en el barrio de Les Corts, muy cerca de la estación de Sants, adonde cualquiera puede acudir, si lo desea, con facilidad.

Un show-room “muy tuyo”

Algunas personas que ya han visitado el nuevo show-room de PARQUETS NADAL en Barcelona han dicho a Jaume Nadal que es un espacio “muy tuyo”.

Se trata de una exposición “sin expositores”. Aquí la madera se puede ver, tocar, dejar en el suelo, subir a la mesa… Hay muestras de todo, para que la gente se pueda llevar un trocito de lo que está viendo.

Cada una de esas maderas se puede transformar en múltiples formatos y acabados. NADAL ofrece a sus clientes Parquet Creación (Heritage, Classic y Palau), Parquet Mix y Parquet Design (XILO1934), revestimientos varios, tarimas de exteriores, maderas y más maderas.

Crecimiento constante

PARQUETS NADAL es una empresa transformadora e instaladora de parquet, nacida hace 38 años en Arbeca, un pueblecito de Les Garrigues, en Lleida. Que por tanto vivía de los clientes de la comarca y del Pirineo leridano, en un radio de unos 200 kilómetros. “Vendíamos única y exclusivamente parquet macizo, porque todavía no existía el flotante –recuerda Jaume Nadal, creador de esta empresa- “Fue en la zona del Pirineo donde me inicié también a revestir con madera paredes y los techos”. De ahí que NADAL haya sido durante muchos años instalador de parquets i revestiments de fusta.

 

2

 

En sus comienzos, PARQUETS NADAL trabajaba básicamente, como todos en el ramo, con roble, merbau y jatoba. Frisos y techos eran siempre de pino. “Una señora me dijo un día que su cuarto de baño, revestido completamente de pino, le parecía agobiante –explica Jaume Nadal-. Lo pinté in situ de blanco, y quedó precioso. A partir de ahí empecé a hacer colores”.

NADAL adquiría pino en crudo, y comenzó a customizarlo, esto es, a personalizar los revestimientos de acuerdo con los gustos del cliente. Pero el abanico de posibilidades en torno al parquet seguía siendo muy limitado.

Poco a poco PARQUETS NADAL fue creciendo. “Nos hicimos demasiado grandes en Arbeca” –reconoce Jaume Nadal-. “Para una empresa instaladora de parquet, disponer de 4.000 metros cuadrados de almacenes y 4.000 m2 de patio y 500 m2 entre oficina y show-room en un pueblo de tan solo 2400 habitantes es de locos”. Pero igual que la gente se desplaza para ver el mueble a medida, NADAL logró que el cliente se acercara Arbeca para elegir su parquet. Afortunadamente las inversiones se consumaron antes de la irrupción de la gran crisis. “La caída del mercado nos afectó muchísimo a todos –concluye-. “Sufrimos mucho. De 35 personas en plantilla, actualmente quedamos 19. De ellos, 8 son montadores y, los demás, en talleres y oficinas”.

 

3

 

Innovación continua

Jaume Nadal, gerente de PARQUETS NADAL.

Jaume Nadal, gerente de PARQUETS NADAL.

PARQUETS NADAL selecciona a sus proveedores por sus estándares de calidad y gestión sostenible, y adquiere grandes cantidades de parquet en crudo. Hace muchos años que NADAL viene creando colores y acabados varios para terminar esos productos.

En Arbeca existen 1.500 metros cuadrados de superficie dotadas con líneas de barnizado, 500 m2 de carpintería y maquinaria moderna para realizar efectos de envejecimiento sobre la superficie y parquets a medida. “Es algo insuficiente para una fábrica, pero suficiente para un parquetista”, apunta nuestro entrevistado.

La evolución del mercado ha provocado un cambio en la forma de trabajar de PARQUETS NADAL. En concreto, la facilidad para colocar el flotante click y la irrupción de los laminados. Cualquiera en su pueblo o ciudad podía instalar un pavimento flotante básico y no era necesario que viniese a hacerlo un especialista. El boom de la construcción llevó aparejada la puesta en marcha de grandes líneas de producción en las fábricas. Carpinteros, pintores y otros gremios se sumaron al sector, restando trabajo al parquetista. “El buen nombre y el saber hacer no fueron argumentos suficientes para competir con el precio de nuestros nuevos competidores -relata Jaume Nadal-. Nuestra empresa empezaba a carecer de sentido en esa realidad”.

Sin embargo, NADAL conservó e incluso incrementó su cuota de clientes en Barcelona. En el año 2000 abrió un pequeño show-room interior para mostrar a sus esporádicos contactos. “Era la plaza que nos quedaba. Hay rotación de gente, rotación de pisos y personas que saben apreciar productos de calidad y diferenciados”. De este modo, NADAL decidió apostar por Barcelona como epicentro de su actividad. Hoy la mayoría de sus trabajos se realizan allí.

 

4

 

Parquets a la carta

“El parquet nunca tiene que morir. No va a morir –remarca Jaume Nadal-. Es un pavimento eterno, incluso el más clásico o la tablilla o tarima básica, natural, sin color.

Pero las tendencias son las que mueven volumen. Son lo que empuja a decorador e interiorista, con el fin de expresar en un suelo lo que piensan o quieren para un determinado proyecto. “Esto lo hemos conseguido con los parquets a la carta –explica Jaume Nadal-. Y no es una cuestión de cantidad de colores, sino de capacidad de conseguir un color y acabado que es el que desea el cliente”.

De esta forma, PARQUETS NADAL garantiza exclusividad y diferenciación, en un mercado cada día más exigente.

NADAL basa su estrategia en el roble; una materia prima sostenible, que permite alcanzar los más grandes formatos y se deja trabajar muy bien a nivel de colores y de acabados. Son, en su mayoría, parquets multicapa y también parquets macizos. Pueden presentar nudos, pocos o ninguno, así como, diferentes gruesos, anchos y largos. Esto se consigue soportando un stock importante en almacén y tecnología para adaptar formatos y lograr cualquier color, textura o efecto, por inverosímil que sea. Madera y maquinaria lo permiten. “Son los pequeños detalles los que nos permiten realizar cosas diferentes –concluye Jaume Nadal-.

 

13

 

Para el exterior, NADAL apuesta también por la madera. Una iniciativa fruto más de la demanda que de la vocación. Cierto es que no contempla tanta variedad de oferta como el parquet interior y que su instalación implica una mayor complicación, pero no deja de ser una idea imaginativa para acompañar piscinas, jacuzzis, pequeñas terrazas, jardines, áticos… “Para el exterior, la madera también es una opción excelente”–sentencia el gerente de PARQUETS NADAL- “Nos permite adaptarla, retocarla, lijarla, rebarnizarla… Sin obviar, no obstante, las opciones en tarima tecnológica”. Son muchísimos los metros colocados en estos últimos años. Sin embargo, este segmento no representa más de un 10% de la actividad de PARQUETS NADAL.

 

PARQUETS NADAL EN EL MERCADO DE LOS PAVIMENTOS DE MADERA

Tarima Exterior 10%
Parquet de gama media/alta 70 %
Pavimento laminado sintético 10%
Revestimientos 10%

 

Para la rehabilitación

PARQUETS NADAL trabaja preferentemente para el mercado de la reforma y la rehabilitación. Y puntualmente en la obra nueva que requiera un parquet especial. El 90% de las ventas provienen de la rehabilitación. “No se trata solo de grandes pisos –aclara Jaume Nadal-. “Hemos llegado a poner un suelo de madera en un ascensor”.

Para progresar en este mercado, la clave ha estado en el boca a oreja, en la recomendación del amigo, el vecino o el familiar. También ha sumado clientes gracias a Internet. “Nos ha ayudado en los últimos años y nos ha abierto algunas puertas”. Y desde que está en marcha el nuevo show-room en Barcelona, desde hace apenas medio año, NADAL ha podido recibir al prescriptor con más flexibilidad de horario y oferta de producto.

 

8

 

Hacia el futuro

Todo cambia muy deprisa. Mucho más que en el pasado. El presente se interesa mayoritariamente por suelos rústicos, con grandes formatos y acabados naturales, y también envejecidos.

El gran formato es ya el parquet convencional. Los más grandes entre los grandes (30 cm. de ancho y hasta 4 metros de largo) no son ya tan exclusivos… ¿Dónde vamos a llegar?

11“Pienso que esto no va a terminar por el momento, pero tampoco puede aumentar mucho –reflexiona Jaume Nadal-. “Es difícil de explicar. Creo que, en parte, con el retorno a lo clásico, como algunos tropicales (jatoba, merbau, etc.) y formatos en roble más estilizados, algunos interioristas jugarán a reducir esas medidas extremas que hemos alcanzado”.

Tranquiliza a Jaume Nadal que “La madera se adapta a las tendencias. Si nos cansamos de los envejecidos y las lamas vuelven a ser lisas, brillantes o estrechas, el fabricante y los instaladores nos adaptaremos sin ningún problema. Con todo, yo opino que la tendencia actual se mantendrá bastante tiempo porque da para mucho. Hay muchos colores grises, tierra, ocres… Y hay muchas formas de envejecer la madera”, explica el gerente de PARQUETS NADAL.

“Además, creo que todavía no se ha consolidado en España una moda europea que está apostando por la madera recuperada o reutilizada. La madera antigua muestra la belleza y el valor que le dan los años. Esto gusta a los interioristas que ya la incorporan, en parte, en suelos y paredes, además de muebles antiguos, etc. Creo que esto dará bastante juego ya que damos una segunda oportunidad a este noble e imperecedero material que es la madera. A la vez, progresará lo clásico, basado en lo natural, que convivirá con el rústico en esta compleja realidad”, concluye Jaume Nadal.

 

6

Autor:


3 Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.