Periódico digital para la industria española de la madera y el mueble +34 676 330 360 [email protected]
Advertisement

¿Vas a abrir una botella de vino?

Por cada tapón de corcho se secuestran más de 300 gramos de emisiones contaminantes.

Son portugueses y se encuentran en las botellas de los mejores vinos del mundo. Además de mantener intactas todas las propiedades de los néctares que contienen, cada uno de los tapones de corcho 100% natural de Amorim Cork, una unidad de negocio de Corticeira Amorim, también permite el secuestro de carbono hasta -309 gramos equivalentes a CO2. Esta huella de carbono negativa fue el principal resultado de los estudios realizados por la consultora EY y pone de relieve la contribución del corcho a la descarbonización de la industria del vino.

Amorim Cork divulga ahora a sus aproximadamente 19.000 clientes nacionales e internacionales los resultados de los análisis realizados en 10 de sus principales productos, que concluyeron que «el balance de carbono de todos los tapones de corcho analizados es negativo cuando se considera el secuestro de los bosques de alcornoques y las emisiones asociadas a la producción del producto». Cubriendo los tapones de varios segmentos de vinos tranquilos, espumosos y espirituosos, los estudios realizados por EY concluyeron que el 80% de los productos evaluados tienen una huella de carbono individual negativa, presentando emisiones directas del proceso de producción inferiores al carbono contenido en el producto.

Un estudio de EY concluye que el 80% de los productos de Amorim Cork tienen una huella de carbono negativa, ya que tienen menos emisiones directas del proceso de producción que el carbono contenido en el producto

Y si un tapón de corcho natural permite un importante secuestro de carbono, un tapón Twin Top Evo para vino, con dos discos de corcho, permite el secuestro de hasta -297 gramos de CO2 equivalente; un tapón de neutrocork microaglomerado llega hasta -392g CO2eq y un tapón Advantec de rápida rotación permite el secuestro de carbono hasta -328g CO2eq.

En los vinos espumosos, un tapón con dos discos permite el secuestro de carbono hasta -562g CO2eq; un tapón aglomerado para reducir hasta -540g CO2eq; en las bebidas espirituosas, un tapón natural Top Series con una cápsula de madera permite el secuestro de carbono hasta -96g CO2eq; un tapón de madera neutro de Top Series secuestra hasta -148g CO2eq; un corcho natural de Top Series con una cápsula de plástico no va más allá de -87g CO2eq y un tapón de plástico neutro de Top Series garantiza el secuestro de carbono hasta -138g CO2eq.

Según António Rios, CEO de Amorim, la empresa «sigue profundizando en la enorme contribución del bosque de alcornoques y de todo el sector del corcho mediante nuevas investigaciones sobre el tema». Además, las cuestiones de los servicios de los ecosistemas que ahora se están lanzando al debate público por parte de diversos expertos comenzaron a ser estudiadas por Corticeira Amorim hace 10 años. “Este estudio de EY complementa y destaca el enorme valor del bosque de alcornoques en términos de sostenibilidad», concluye el Presidente y Director General de Corticeira Amorim.

Realizados entre 2018 y 2020, los estudios se centraron en las diferentes etapas del ciclo de vida en un enfoque «de la cuna a la puerta», a saber: actividades forestales; preparación del corcho, incluido el transporte desde el bosque; producción; acabado y embalaje. Con el fin de comparar con los enfoques de estudios anteriores, se incluyó también la distribución del producto desde Portugal hasta el Reino Unido. La evaluación también incluyó información adicional sobre el secuestro de carbono del bosque de alcornoques.

Fuente: Bárbara Silva, CAPITAL VERDE