MAESMA cumple 25 años

Una generación de maquinaria y líneas especiales para la industria española de la madera.

MAESMA -Maquinaria Especial para la Madera, S.L.- se escrituró el 11 de enero de 1996, tomando el relevo de Comercial IBARSA, empresa fundada en 1973, hace ahora 48 años.

Juan Manuel Alvarez, gerente de MAESMA, inició su actividad en IBARSA en 1988, con lo que atesora 33 años de experiencia en el sector de la maquinaria y equipos para las industrias de la madera, la carpintería y el mueble.

MAESMA nace tutelada por el Grupo WEINIG, líder mundial de la maquinaria para la elaboración de la madera maciza, que “quería impulsar una empresa que controlara directamente gran parte de sus instalaciones operativas en España”, rememora Juan Manuel Alvarez. Junto a WEINIG, MAESMA creó un abanico de oferta de marcas de primer nivel como ALTENDORF, BACCI, FRIULMAC o COMEC, entre otras.

MUCHO MAS QUE MAQUINARIA

Desde su origen, MAESMA ha ofrecido a sus clientes mucho más que máquinas y un servicio técnico postventa. “Con el respaldo de nuestras representadas, asesoramos a los clientes para que alcancen una solución eficaz y proporcionada a sus necesidades, en cada momento, lo cual representa un valor añadido intangible, aunque para nosotros esencial -explica el gerente de MAESMA-. Una solución correcta propulsa las prestaciones y ventajas de una buena máquina”.

Juan Manuel Alvarez, gerente de MAESMA.

Tras 25 años de actividad, esta filosofía de cercanía y orientación al cliente se mantiene intacta e incluso se ha reforzado; con la formación continua de los comerciales, siempre al día en las novedades de los fabricantes. “Veinticinco años son muchos, y generan confianza -apunta Juan Manuel Alvarez-. Hemos conseguido que el cliente hable con nosotros y sea MAESMA quien, en función de esa necesidad que el cliente le transmite, pueda decidir quién es el mejor interlocutor, a nivel de fabricante, para configurar la composición de líneas y máquinas, y dirigir el proyecto”.

MACIZO Y TAMBIEN TABLERO

Sus inicios íntimamente ligados a la transformación de la madera maciza no han impedido que MAESMA haya consolidado alianzas con fabricantes líderes de maquinaria para la elaboración del panel. En efecto, la crisis del macizo registrada en 2010 y agudizada en la década pasada especialmente en segmentos como el mueble, la tarima o la ventana, empujó a MAESMA a reorganizarse, profundizando en el sector del tablero y sumando nuevas firmas líderes a su oferta como HEBROCK y VITAP (chapeadoras de cantos), MASTERWOOD (centros de mecanizado) o la extinguida GIBEN (seccionadoras), entre otras. “Dejando aparte y sin necesidad de centrarnos en lo que hicieron entonces casi todas las estructuras relacionadas con maquinaria para madera: reacondicionar y vender máquina usada”.

AMBITO DE ACCION CRECIENTE

Cuando nació, MAESMA tenía una zona de acción comercial limitada a País Vasco, Navarra, Cantabria, Burgos, La Rioja y Soria. Pronto nació MAESMA CENTRO; desde Valladolid se empezó a cubrir un área más amplia, con el resto de Castilla y León y, algo más tarde, Madrid y Guadalajara. En los últimos tiempos, MAESMA ha mirado también hacia occidente, atendiendo a clientes de Asturias. “Todo ello se hizo pensando también en atender de cerca a muchas empresas que trabajaban con maquinaria del Grupo WEINIG -explica Juan Manuel Alvarez-. Aunque finalmente el tablero se erigió también allí en el rey de las industrias de carpintería y mueble”.

MAESMA obtuvo la representación en exclusiva para toda España de firmas como HEBROCK, AVOLA, WEIMA, BROOKHUIS o BOERE, entre otras. “Nos apoyamos en otras estructuras amigas para llevar sus productos a clientes de todo el territorio español, y aun hoy mantenemos esas relaciones comerciales, que son fructíferas para fabricante, distribuidor y cliente final”.

Incluso existen proyectos complejos y singulares dentro y fuera de España, como las fábricas de tablero de encofrado de LANA en Chequia y en Oñati (Guipúzcoa), la línea de optimización, finger y aprovechamiento o el propio aserradero en Valsaín (Segovia) o la línea de fabricación de viga laminada en HORMIGONES SIERRA, en Palencia, o la espectacular línea de optimización de madera en EBAKI (Vizcaya), sin olvidar la modélica línea de producción de cajas de madera en ESTUCHERIA VARGAS , la instalación de la espectacular moldurera WEINIG Powermat 700 en SIEROLAM, en Asturias, o la línea especial para fabricar perchas en VICTOR GUERRA (ambas en La Rioja) , o en MARINO DE LA FUENTE (Santander y Sevilla), con sendas líneas automatizadas para la fabricación de tarima, entre otros muchos, donde se ha requerido el asesoramiento técnico de MAESMA para su implementación y desarrollo.

PROMOCION ACTIVA DE LA MADERA

A pesar de no ser un fabricante de maquinaria, MAESMA ha participado activamente durante estos 25 años en eventos singulares que se han celebrado en el sector: Con un stand propio en el pabellón de FERROFORMA para la industria de la madera o en las tres ediciones de la feria MADERTEC.

En 2011 la empresa de Basauri, acompañada por numerosas de sus representadas, obtenía en FIMMA el “Premio a la Mejor Participación Agrupada”. Sin olvidar su participación activa en la organización de los tres Congresos Nacionales de la Madera, celebrados en Segovia entre 2000 y 2004, y numerosas ferias internas, presentando novedades, en sus instalaciones de Basauri (Vizcaya).

Desde 2005 hasta 2015, MAESMA representó a España en la organización COMBOIS; una asociación internacional de representantes y distribuidores de maquinaria para la madera, con más de 50 años de existencia. En 2009, Bilbao fue sede de su reunión anual; “fue una experiencia importante, que impulsó nuestra notoriedad fuera de España, ante nuestras representadas y, además, facilitando el contacto con otras firmas que deseaban operar en nuestro país”.

EL FUTURO

La pelota rueda más fácilmente y MAESMA es conocida en todo el sector, especialmente por nuestros clientes -observa Juan Manuel Alvarez-. Todo lo realizado hasta ahora demuestra de lo que somos capaces. Y la esencia de estos 25 años de trabajo ha sido y es la gente. Personas que se han volcado con la empresa y que realmente han construido esta empresa; sin olvidarnos de quienes actualmente ya no están con nosotros, como Octavio Rodríguez o José Romero, y no han podido disfrutar de etapas muy bonitas y muchos proyectos que se han sucedido”.

MAESMA se va a convertir este mismo año en MAESMA WOOD TECHNOLOGY. Una transición hacia otra sociedad, que se viene fraguando durante los últimos cinco años. “Como en todas las empresas, la propiedad va cumpliendo años, y necesita que haya un legado de esa propiedad y, en el caso de MAESMA, que éste sea absolutamente profesional y no meramente generacional -remarca Juan Manuel Alvarez-. No debíamos buscar soluciones en el último minuto, sino prepararlas mucho antes. Los futuros propietarios y gestores de MAESMA WOOD TECHNOLOGY serán Juan Manuel Alvarez, Ander Sarceda y Javier Vaquero; personas que hablan varios idiomas, conocen bien el sector, la técnica y por supuesto la empresa, y están capacitadas para gestionarla y dirigirla hacia el futuro”.

El sector está viviendo un incremento de su actividad, a pesar de la situación de pandemia. La madera maciza, como garantía de sostenibilidad y economía circular, tiene un futuro inmediato muy prometedor en toda Europa. Con todo, los españoles nos hemos animado a reformar y reforzar el confort y el diseño en nuestras viviendas. “Corre de nuestra cuenta estimular a la pequeña, mediana y gran industria de la madera y el mueble a acometer nuevas inversiones para mejorar y ser más competitivos”.

El objetivo de MAESMA WOOD TECHNOLOGY es recoger todo el legado de MAESMA y, cómo no, celebrar también su 25 aniversario, allá en 2046.