MONTANINO compra a MAESMA una chapeadora HEBROCK TOP 3006 e introduce la cola PUR

En su búsqueda incesante de la máxima calidad para sus muebles.

En su búsqueda incesante de la máxima calidad para sus muebles, MONTANINO ha adquirido una encoladora de cantos HEBROCK, idónea para cualquier material y grosor de canto, y ha sumado un segundo calderín para cantear con cola PUR.

Gracias a la tecnología incorporada a sus procesos de fabricación, a la confianza en sus proveedores y a creer en una fabricación moderna, MONTANINO se encuentra posicionada como una carpintería reconocida y de prestigio en Madrid. “Siempre hay algo por mejorar. Reducir tiempos y costes de fabricación y tratar de recortar también los precios de venta a nuestros clientes son metas que sólo se pueden alcanzar con tecnología -afirma Carlos Montanino-. En definitiva, ser cada vez más competitivos, en un mercado que aprieta y se hace más y más exigente”.

MONTANINO progresa adecuadamente, de una manera acertada, con unos índices de calidad y productividad muy altos. Abaratando costes sin perder un ápice de calidad. “Lo vamos viendo con el cliente. El cliente final es quien te posiciona”.

OBJETIVO NUMERO UNO: LA CALIDAD

Para demostrar calidad al cliente, uno de los factores más vigilados es el canteado de los tableros. Es importantísimo. MONTANINO apostó el su día por la encoladora de cantos HEBROCK. Ha trabajado durante tres años con el modelo F4, y ahora ha adquirido una TOP 3006, la máquina más completa de HEBROCK, “con el objetivo de competir con cualquiera, incluso con los más grandes, en cuanto a calidad de acabado”.

La máquina incorpora doble grupo fresador, rascador de radio y pulecantos. Asimismo, el sistema de cambio rápido de calderín y el depósito especial PUR Box para el calderín de cola PUR.

“HEBROCK favorece a una fabricación cada vez más personalizada”

HEBROCK se ha erigido en reina de los talleres artesanos en torno a los 300 metros cuadrados, que requieren mucha calidad y mucha flexibilidad. Los clientes ven un lacado donde en realidad hay un laminado. “HEBROCK está al nivel de las mejores. Suple su velocidad de avance, un poco inferior a la generalidad, con una calidad de acabado y una sencillez de uso extraordinarias. Lo cual es idóneo para una fabricación cada vez más personalizada”, asegura Albano Arranz, delegado de MAESMA en Madrid.

La encoladora de cantos HEBROCK trata con suma delicadeza pero cantea con precisión alemana las superficies del alto brillo. Además, a raíz de la elaboración de unos muebles para exportación, MONTANINO ha canteado sus primeros tableros con cola PUR. Mejorando calidad visual y calidad de pegado. “Trabajamos con dos calderines; uno con cola PUR y otro con cola EVA -explica Carlos Montanino-. También disponemos del depósito PUR Box para alojar el sobrante de cola PUR”.

HEBROCK se ha erigido en reina de los talleres artesanos en torno a los 300 metros cuadrados, que requieren mucha calidad y mucha flexibilidad

En efecto, el calderín con cola PUR se retira en pocos segundos de la máquina y se guarda en el PUR Box hasta el siguiente uso de ese adhesivo.

PUR Box es un novedoso accesorio de HEBROCK. Aquí la cola no se endurece, se mantiene fresca, con el cien por cien de sus propiedades y prestaciones. Durante una semana. Sin necesidad de limpiar el calderín. Este dispositivo permite a su usuario disponer de dos colores de cola PUR (Blanca y Natur), si se desea. “HEBROCK es calidad, sencillez y fiabilidad”, concluye Albano Arranz.

CALIDAD TAMBIEN EN EL CORTE

En su vocación de mejora continua de la calidad, MONTANINO también ha comprado a MAESMA una nueva sierra escuadradora; una ALTENDORF VA6. La máquina más pequeña de la gama, con carro de 2.600 milímetros y todas las prestaciones de una escuadradora ALTENDORF: guías prismáticas, banderas dimensionadas, disco inclinable, etc.

Concebida para cortar piezas pequeñas y complemento ideal para un nesting. “Es una máquina manual, que realiza un corte perfecto y escuadra a 45º, con la garantía de cualquier carro ALTENDORF -destaca Albano Arranz-. ALTENDORF atesora 112 años de experiencia, y es el inventor de la escuadradora. Incluso en la gama más baja, su máquina es superior a cualquiera del mismo rango en el mercado”.

MONTANINO fabrica todo tipo de mobiliario a medida. “Estamos preparados para hacer mueble especial. Adonde otros no pueden o no llegan, ahí estamos nosotros”, concluye Carlos Montanino.