El sector de la gestión de biomasas de madera recuperadas aguarda un 2011 estable

El mercado se ha contraído mucho en los últimos cuatro años y, aunque el volumen seguirá bajando lentamente, no se esperan las fuertes caídas de 2007 y 2008.

La Asociación Española de Gestores de Biomasas de Madera Recuperadas (ASERMA) representa a las empresas logísticas que se responsabilizan y gestionan biomasas de madera recuperadas en España.

 

La biomasa es la fracción biodegradable de los productos, desechos y residuos de origen biológico procedentes de actividades agrarias (incluidas las sustancias de origen vegetal y de origen animal), de la silvicultura y de las industrias conexas, incluidas la pesca y la acuicultura, así como la fracción biodegradable de los residuos industriales y municipales.

 

Dentro de esta definición global se encuentra el material que gestionan las empresas a las cuales representa ASERMA, cuyo nexo de unión es la madera en su acepción más amplia.

 

ASERMA, con el fin de dar a conocer la importante labor que realizan las empresas asociadas, facilita datos que permiten conocer más la actividad tanto de la Asociación como de las empresas que representa y la necesidad e importancia de la gestión que éstas realizan.

 

Por ello, en este informe se realiza y presenta un análisis de la evolución del sector desde el año 2007 hasta la actualidad. Se analizan los tonelajes globales de material gestionado, su desglose en orígenes y destinos de los materiales y el porqué de los cambios producidos durante estos años.

 

En el esquema anexo se puede ver el volumen de biomasas de madera gestionadas entre 2007 y 2009 por las empresas asociadas a ASERMA.

 

Antes del año 2007 se superaba el millón de toneladas gestionadas y a partir de entonces llegaron las fuertes caídas de ese año y del año 2008. Durante el 2009 también se gestionaron menos toneladas si bien es cierto que el ritmo de descenso fue más lento y ésta fue también la tónica en 2010.

 

A lo largo de 2007 a 2009, subió exponencialmente el envío de materiales hacia el vertedero, y la tendencia actual indica que se podría gestionar más material (entre un 30-50% más) si se resolviese el problema del vertedero en España. También se dieron las retiradas masivas de contenedores y de servicios, problemas de impagos, retrasos, etc. Por supuesto este dato no contempla aquella madera que no es movilizada siendo abandonada o quemada sin ningún aprovechamiento.

 

Para 2011 todo apunta a una cierta estabilidad; el mercado se ha contraído mucho en estos cuatro años y aunque el volumen seguirá bajando lentamente no se esperan las fuertes caídas de 2007 y 2008.

 

Dentro de esta evolución del volumen total gestionado, también se ha producido como es lógico una variación en los orígenes del material, lo que explica mucho la caída global. En el gráfico adjunto se pueden ver esas variaciones porcentuales entre los años 2007 y 2008.

 

La tendencia durante los años 2007, 2008 y 2009 ha sido las bajadas registradas en todos los grandes orígenes relacionados con la cadena de la madera y el mueble. Así la madera procedente de la industria del mueble, de envases, de palets y carpinterías ha ido cayendo progresivamente. Destacan sobre todo las procedentes de fábricas de muebles y de carpinterías.

 

Por otro lado, la madera gestionada de podas y de parques y jardines ha ido creciendo exponencialmente en estos tres años. Llama especialmente la atención la gran subida en la gestión de podas.

 

La tendencia de 2010 y 2011 es que se vayan ajustando más todos los porcentajes y, por ende, las distintas calidades.

 

Estas variaciones en cuanto a los orígenes han traído evidentemente cambios en los destinos y usos del material como se puede apreciar en el siguiente gráfico porcentual.

 

Del mismo modo que en el análisis de los orígenes de materiales, se puede comprobar que los destinos relacionados con la industria de la cadena madera y mueble han ido cayendo progresivamente año a año, estando actualmente su porcentaje en el 51%.

 

Como ASERMA ya predijo en 2007 la mayor variedad de tipos de materiales de madera gestionados traería una mayor diversidad en los consumos, así crecieron la mayoría de los destinos pero sobre todo el uso térmico, representando actualmente más del 27% en números globales.

 

Los grandes cambios legislativos que se esperan a lo largo de este año, nuevo Plan de Energías Renovables y Ley de Residuos, ayudarán probablemente a solucionar estos problemas y fomentará la mayor movilización, la calidad y todos los usos de los materiales.

 

«ASERMA seguirá trabajando, apostando por la gestión y recuperación de todas las biomasas de madera recuperadas así como por la diversidad de destinos, mejorando en la calidad de los procesos y en el material suministrado para conseguir una mayor movilización de material y asegurar la calidad y suministro a todos los consumidores que lo demanden -afirma su secretaria general, Sheila Rodríguez-.»

 

ASERMA

 

ASERMA se creó en 1999 por la inquietud de un grupo de empresarios, con el fin de defender y trabajar en pro de la gestión de residuos, subproductos y productos de madera, buscando la salida óptima a los mismos.

 

Actualmente la Asociación Española de Gestores de Biomasas de Madera Recuperadas trabaja asesorando a las empresas en todas las novedades del sector, siendo un punto de unión de los gestores y logísticos de biomasas de madera recuperadas de toda España. Así ASERMA les representa colectivamente ante administraciones, medios de comunicación, etc.

 

Las empresas asociadas a ASERMA realizan una importante labor dándole viabilidad técnica, económica, medioambiental y social a sus productos.