Periódico digital para la industria española de la madera y el mueble +34 676 330 360 [email protected]
Advertisement

ALPHACAM presentará sus mejoras en la FIMMA de Valencia

Texturas de las piezas en la simulación, más velocidad de cálculo y compatibilidad con la última versión de Windows, entre otras.

ALPHACAM es un software de CAD-CAM. Es decir, con él se puede dibujar cualquier pieza y, a continuación, realizar su mecanizado.

Existen programas, como AUTOCAD, que sólo permiten dibujar. Es necesario un CAM, para transmitir a una herramienta de un centro de mecanizado a control numérico lo que tiene que hacer.

ALPHACAM es uno de los primeros softwares que se introdujeron en la industria de la madera y el mueble, está extendido por todo el mundo y sirve para gestionar todas las máquinas de control numérico, lo cual es muy importante. Además, es compatible con la práctica totalidad de CADs que existen en el mercado (SolidWork, SolidEdge, Inventor, etc.)

ALPHACAM_2Es un software que está vivo. Cada año presenta una o dos actualizaciones y mejoras (optimización en nesting, flexibilidad y rapidez en las operaciones con disco, vectorizado de imágenes, diseño de tableros decorativos, etc.)

Uno de sus puntos fuertes es la facilidad de uso; cualquier persona con mínimos conocimientos de AUTOCAD es capaz de programar en pocas horas.

Otra de las ventajas de ALPHACAM es que es un programa que está abierto: Es posible dotarle, mediante programación, de funciones extra. “En pocos minutos es posible programar muchísimas piezas –señala Raúl Villa Labrada, ingeniero industrial y gerente de Servicios Planitcam 2009, S.L.-, es un software que facilita la automatización de procesos, lo que se traduce en reducción de tiempos y de errores”.

En un momento de máxima flexibilidad en la producción y de fabricación de pequeños lotes, incluso unitarios, ALPHACAM se convierte en un aliado oportuno, “porque este software nació con esa mentalidad, y muestra la misma rapidez y flexibilidad que las máquinas que controla, con el fin de programar piezas en muy poco tiempo, de forma rápida e intuitiva”, explica el representante de ALPHACAM.

El reto constante de ALPHACAM es su compatibilidad con los nuevos sistemas operativos, en particular con las nuevas versiones de Windows. Asimismo, el equipo de programadores del Grupo VERO, compañía que creó ALPHACAM, trabaja para aumentar la velocidad de los cálculos. Hoy el sistema trabaja a 64 bits, el doble de velocidad que alcanzaba hasta hace poco. “Esto se nota especialmente cuando los mecanizados son muy complejos, ya que permite obtener resultados mucho más rápido”, comenta Raúl Villa.

Asimismo, “la simulación de los procesos en ALPHACAM es cada vez más real –concluye-. Hoy es posible ver incluso las texturas de los materiales, lo que da más realidad al proceso, si cabe. La simulación es clave: el control antes de entrar en máquina. Cuanto antes detectes un error, más tiempo, dinero y material ahorra la empresa”.